Mejor hacer algo nuevo y después ponerse a soñar.